TU ALEGRÍA, LA MÍA

El lema de este curso gira en torno a la alegría.

A lo largo de los últimos años hemos tomado referencia en los valores del carácter propio para nuestro lema anual. Este año, sin embargo, nos planteamos algo diferente.

Si miramos el origen y el significado de la palabra descubrimos que la palabra alegría deriva del latín alaceralacris, que significa “vivo y animado”. Es un sentimiento grato y vivo que suele manifestarse con signos exteriores. Palabras, gestos o actos con que se expresa el júbilo. La alegría es uno de los tantos sentimientos que experimenta el ser humano en la vida.

Es un estado interior fresco y luminoso, generador de bienestar general, altos niveles de energía, y una poderosa disposición. La alegría es un sentimiento o valor, la acción constructiva, que puede ser percibida en toda persona, siendo así que quien la experimenta, la revela en su apariencia, lenguaje, decisiones y actos. La tristeza y el miedo son sentimientos o emociones contrarias. Sin embargo, vamos a ir navegando por mares de tristeza y lagunas de miedo guiándonos con el timón de la alegría, tristeza y miedo nos acompañarán siempre y serán referentes para vivir con alegría.